Santos se tropieza a propósito para quedarse más tiempo en China

El presidente sigue recorriendo el territorio colombiano, pero por fuera del país, es decir las embajadas, y ésta vez su destino es el Asia. Su meta, luego de darle la vuelta completa a Angelino, es darle la vuelta al mundo antes de que termine su gobierno, o antes de que Angelino acabe con su gobierno, lo primero que ocurra. Claro que como van las cosas, puede ser antes de lo que él mismo espera, pues cuando Santos IVA su vicepresidente ya venía. El primer mandatario ha quedado fascinado con los chinos, pero no con sus hijos, sino con los habitantes del lejano país, especialmente porque junto a ellos no se siente como el único con mirada pícara.

Lleva tantos días por fuera de Colombia que ya parece que el presidente está sintiéndose como en casa durante su visita a China, uno de los pocos países que viola los derechos humanos casi tanto como Colombia. Desde allá el presidente, el de Colombia, es decir Juan Manuel Santos, anunció que piensa seriamente gravar con IVA los productos de primerísima necesidad que se fabrican en China y que posteriormente son consumidos en Colombia. Artículos tales como alfileres, smartphones de un día, smartphones de dos días, cubos rubik, árboles de navidad, pilas recargables y PolyStation, están en la lista de la nueva reforma tributaria. También se contempla seriamente en aumentarle el impuesto a la papaya, ya que es lo que más se da.

Pero como gobernar desde afuera es mejor, sobre todo cuando las encuestas retoman el rumbo, al presidente se le ocurrió una idea para alargar su viaje. Durante uno de los eventos Santos se tropezó intencionalmente para simular una lesión y así  quedarse unos días más en ese país, algo así como un falso positivo. Con lo que no contaba el presidente, es que en China no hay EPS’s por lo que fue atendido pronta y eficazmente, así que no pudo lograr su cometido y tendrá que regresar a Colombia, uno de sus destinos menos frecuentes.

En el tiempo de más que esperaba ganar, la idea Santos era recorrer La Gran Muralla China y mirar la posibilidad de replicarla en Colombia, específicamente en la frontera con Venezuela.  Se planeaba entregarla en concesión, pero la idea pronto fue descartada ya que muchas obras de menor envergadura en el país se han tardado mucho más que lo que demoró en construirse la muralla original. Pero el panorama es optimista. Con el TLC que se comenzará a negociar en los próximos meses,  se espera que podamos intercambiar embajadores, ya que son el único producto desechable que no se encuentra fácilmente en los Sanandresitos.

Anuncios

Un comentario en “Santos se tropieza a propósito para quedarse más tiempo en China

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s